Uno más de los infundios de El Mundo

Alejandro 6 marzo, 2012 0

ladislao martinez y el mundo

 El Canal de Isabel II es uno de los estandartes de la Comunidad de Madrid puesto que es de las pocas empresas públicas que tienen beneficios y cuyo servicio de cara al ciudadano es positivo, si embargo, por causas que se desconocen o tal vez sí, también parece que puede entrar en esa vorágine privatizadora, de la mano de las autoridades de la Región, acaudilladas por la lideresa por antonomasia -vulgo ESPE – , ansias privatizadoras que ya van muy avanzadas en algo tan fundamental como es la sanidad o educación-.

 Llevan años amagando y no dando. Ya en su día la empresa pública encargada de la gestión del agua en la región encargó  a cuatro consultoras los estudios previos para comenzar el proceso de privatización; ahora parece una fruta madura que está al caer y  es lo que temen los madrileños. Es por lo que han convocado en Madrid  un referéndum popular referéndum popular  contra la privatización del Canal de Isabel II, siendo el ciudadano Ladislao Martínez uno de los promotores.

Al igual que ocurrió con el dirigente  ugetista José Ramón Martínez, al que El Mundo acusó de cobrar 181.000 euros como consejero de Caja Madrid, sin mencionar que ese dinero iba a parar al sindicato, este diario ha vuelto a cubrirse de gloria, en los momentos que le deja libres su cuasi dedicación exclusiva a la conspiración del 11-M, se ha ensañado con el ciudadano Ladislao Martinez propalando una serie de hechos que se demuestra con facilidad que son falsedades, impropias del 2º diario en importancia, maniobra antiestética, sectaria y desvergonzada que ha sido secundada por el PP madrileño y por el consejero de Economía y Hacienda de la Comunidad de Madrid, Pércival Manglano, que a además ha enriquecido el dislate diciendo que este humilde profe pertenece a la “izquierda caviar”. A la vista de que informaciones posteriores han dejado con el culo al aire a El Mundo, al PP madrileño y al sr. Pércival se espera que en las próximas horas restablezcan la verdad y la dignidad del docente. ¿O no será una vana espera, como de costumbre?


Estos son los hechos:

El Mundo presenta a  Ladislao Martínez, como un “terrateniente” con “millonarias propiedades”, un “anticapitalista de mercedes y cubertería de plata” que “tiene fincas del tamaño de 15 Bernabéus” y un piso “en Chamberí pagado al contado”, “muy cerca del exclusivo Paseo de la Castellana, cuando la realidad es otra bien diferente, porque según Nacho Escolar, dicho agitador es “profesor en un instituto de Vallecas, que no solo no conduce un Mercedes, sino que no tiene ni carné de conducir,  “sus ‘millonarias propiedades’ son 15 hectáreas agrícolas destinadas al cereal en Garcinarro (Cuenca), su pueblo natal. Las tiene alquiladas a un amigo agricultor –que fue concejal del PP en el pueblo hasta hace unos meses– por la increíble suma de 1.000 euros al año. Es un precio razonable porque cada hectárea de secano produce, dependiendo de la lluvia y las heladas, alrededor de 2.100 kilos de trigo o 1.500 kilos de cebada al año. A 25 céntimos el kilo de trigo, suman 525 euros por hectárea: 7.875 euros anuales por la cosecha de todas sus fincas”.

“Si Ladislao decidiese explotar sus “millonarias propiedades” trabajando durante los fines de semana –y tuviese además quien le regalase el gasóleo, los abonos, las semillas y la maquinaria–, con los 7.875 euros del trigo podría comprarse un Mercedes: uno de hace 15 años y con 223.000 kilómetros de nada”

En fin, así son las mentiras y así se las hemos contados