La plana mayor de la «zeja» deja solo a Cayo Lara

manifestacion contra la guerra de afganistan

Lady Gaga – Beyoncé juntas en un video clip. Y aunque parezca que se mezcla el culo con las témporas el que aparezcan en el post numerosos artistas, algunos por defecto, ya de por si justifica la inclusión de ese vídeo en que aparecen actuando esas dos superstar en una cárcel de pega, seguramente nada que ver ni con las cubanas ni con las guantanameras. Y si quieren aproximarse algo a la guerra de Afganistán, contra la que protesta ese centenar de personas, y entre las que no están los familiares de los allí “destacados”, vean “En tierra hostil” cuyo escenario se puede trasladar perfectamente de Irak a Afganistán y donde se entienden algunos mecanismos de la guerra entre ellos la seducción, la adrenalina que produce esa situación límite entre los soldados de manera que la prefieran a la vida rutinaria de la paz.

Hemos puesto además tan curioso videoclip para amenizar algo referido a la guerra porque de siempre los gobernantes han llevado a los escenarios bélicos a sus artistas para elevar el nivel de las tropas. Y ese algo es la manifestación convocada por Izquierda Unida en contra de la guerra de Afganistán que se quedó en una minimani porque sobre todo desertaron de la misma algunos cejeros tan  notables como el Gran Wyoming, Pilar Bardem, Willy Toledo, Alberto San Juan , Almudena Grandes, José Sacristán, Rosa Regás, Bebe, Miguel Ríos, Carmen París, Juan Diego Botto, Cristina Rota, Eduardo Mendicutti, José Luis Sampedro, José Sacristán, Juan Diego, Luis García Montero, Luis Pastor, Mónica Cruz, Natalia Dicenta, dejaron solo a Cayo. Mal hecho. No se puede prometer algo y luego incumplirlo. Si las manifestaciones fuesen tan masivas-aquí han sido cien- como contra la guerra de Irak-ahí fueron cientos de miles- a lo mejor ZP no seguiría enviando tanta gente a territorios tan hostiles.

Y en cuando al famoso y simpático Willy sabemos que sufrirá nuevos anatemas-estos a cargo de la voraz SGAE- por haber encabezado en unión de Alberto Sanjuán una hilera de mantas blancas tapadas con discos simbólicos que cubrían prácticamente toda la calle Preciados, desde Callao hasta Sol, un apoyo a los top-manteros. Y desde el otro lado no de la cama sino del Atántico le envían a Willy sendos recados: uno de la madre de Zapata: “Willy, ¿por qué si mi hijo es un delincuente común el régimen cubano lo incluyó en el Líbro del Disidente, que ellos mismos editaron?” y dos, el de Andy García: «Si ese actor o cualquier otra persona en el mundo cree que Zapata era un preso común o un agente de la CIA, que se vaya a Cuba y que se pase unos días con los presos políticos, a ver si sale con la misma opinión»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies