El presunto asesino de Marta da los detalles del crimen

l padre de marta en rueda de prensa

Rubalcaba se reunió esta mañana con Antonio del Castillomiguel conducido por la policia

En la última declaración el presunto asesino Miguel da los detalles de cómo ocurrió todo: estaban sentados en un sofá viendo la tele él, El Cuco y Marta. Miguel intenta besar a Marta y ésta le rechaza recordándole que tenía novia, en alusión a Rocío, la menor de 14 años.

Ante la negativa de Marta Miguel se levantó del sofá «mosqueado» y le propinó un  puñetazo a Marta en la boca, lo que provocó que sangrara por el labio. A esta agresión, según su testimonio, se une el menor de edad y entre ambos asestan a la adolescente varios golpes, aunque no recuerda el número de veces que le agredieron. A continuación trasladaron a Marta, que en todo este tiempo había permanecido de pie, del salón al dormitorio, donde la violaron, para lo que uno de ellos la inmovilizó, sujetándola por los brazos y amenazándola con una navaja de mariposa, de color negro, que el menor había regalado a Miguel Carcaño tiempo atrás y para que no gritase le colocaron un calcetín de la joven en la boca.

Consumada la violación la pusieron de rodillas en el suelo y le ataron las muñecas a la espalda con cinta aislante y el menor cogió  una alargadera enrollable que estaba debajo del ordenador y se la colocó a la menor al cuello, apretando hasta asfixiarla. Marta forcejeó e intentó golpear al menor, pero él la inmovilizó y en ese momento cree que se produjo la muerte. Con un tensiómetro o pulsómetro, Carcaño  comprobó que Marta ya no tenía pulsaciones, por lo que se dispusieron a deshacerse del cuerpo: cogieron dos bolsas con las que cubrieron el cuerpo y con la ayuda de una silla de ruedas trasladaron a la menor hasta un contenedor de basura de la calle León XIII con Jorge de Montemayor, donde arrojaron el cuerpo. La navaja la tiraron a una alcantarilla que está a las puertas del domicilio y donde la Policía la recuperó ayer por la mañana, mientras que la alargadera con la que supuestamente se cometió el crimen acabó en una papelera pública de las inmediaciones.

Antes, dice Miguel, que él y el menor se habían fumado siete u ocho porros, varias pastillas de diseño y más de un cubata de ron y que Marta no había tomado nada .

En esta declaración  Miguel exculpa a su hermano Javier y a Samuel , a quienes no relaciona en ningún momento con el crimen. Los culpables, son él y el menor con una reducida culpabilidad. Finalmente  dice que está arrepentido por lo que hizo: «Siente lo sucedido, no lo ha contado hasta ahora por miedo y no sabía cómo actuar”

Es fácil imaginar cómo se sienten los padres de Marta después de que hayan salido a la luz los escabrosos detalles del crimen. Antonio  Del Castillo desconfía de las nuevas declaraciones ante el juez por parte de los tres jóvenes y en especial de Miguel, puesto que «es más fácil echarle la culpa a un menor tal como está la ley, que a uno mismo».»Creo que los chavales están protegiendo a alguien y no creo que haya sido el menor, porque mide un metro y medio y Marta le sacaba dos cuartas»
 

One comment

  1. Manuel Valpuesta Ortega

    Ya que Miguel, Samuel, Cuco y toda esa «panda» son un atajo de mentirosos y no podemos sacarle la verdad a mamporrazo limpio porque «tienen derechos», ¿Por que no se le inyecta suero de la verdad para que de una vez sepamos donde esta el cuerpo?. La unica razon de que no quieran que el cuerpo aparezca es porque le han tenido que hacer algo horrible a Marta, y si es asi, deberian pagar por ello, todos, sin tener en cuenta la edad que tienen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies